Martín Bastiani “Realmente al futuro futbolístico lo veo muy complicado”

El Presidente de la Liga Chivilcoyana de Fútbol, Martín Bastiani definió como muy complicado el panorama para la disciplina en el ámbito local con respecto a poder empezar con la competencia.

“Está muy difícil el panorama, hace un mes que empezó la cuarentena y estamos muy lejos de retomar las actividades”, señaló Bastiani, y agregó: “Cuando se tomó la decisión de parar todas las actividades no considerábamos que la situación iba a poder agravarse día a día”.

“Al escuchar a los profesionales de la salud que saben de este tema, y teniendo en cuenta que estamos a las puertas del invierno, quizás la situación sea más complicada aún y se extienda en el tiempo”, expresó el máximo titular de nuestra Liga.

Seguidamente, estimó que “cuando se levante la cuarentena, ya sea en agosto o en septiembre, continuará manteniéndose el distanciamiento social de estar una persona a un metro y medio o dos de la otra, más la utilización de barbijo o tapa boca como medidas de seguridad que son absolutamente contra producentes para con el fútbol”.

“También está la opción de poder jugar a puertas cerradas que es totalmente inviable para los clubes, económicamente resultaría imposible”, enfatizó.

Además, Bastiani remarcó: “Tenemos otro problema consistente en que los clubes actualmente se encuentran cerrados, seguramente lo estén tres o cuatro meses más sin recibir ninguna clase de ingreso económico y están generando deuda porque tienen obligaciones en relación a profesores contratados, gastos fijos, las personas encargadas del mantenimiento del predio, asimismo comprar nafta para cortar el césped”.

“Son varios los gastos que tienen los clubes y realmente al futuro futbolístico lo veo muy complicado”, afirmó.

E indicó: “Cuando se levante el aislamiento tendremos que evaluar en qué momento del año será, las condiciones para manejarnos de ahí en adelante y realizaremos un replanteo con todos los clubes para determinar cómo está cada uno”.

“Estoy en contacto con todos los dirigentes de los clubes y de la Liga, nos mantenemos comunicamos de manera permanente. La Liga se encuentra cerrada y sin cobrar el aporte a las instituciones”, manifestó.

También, Bastiani esgrimió: “Nuestra complicación es que tenemos dos empleados y hay que pagarles el arancel mensual, hasta ahora la venimos sobrellevando a la situación a partir de algunos ahorros que teníamos y con los ingresos que tuvimos en el verano a partir de la concesión de ‘Martija’”.

“Ibamos a destinar el dinero recaudado en el verano para remodelar el salón de reuniones pero ahora debemos pagar a los empleados debido a que no podemos pedirle dinero a los clubes porque no tienen”, subrayó.

Por último, el presidente mencionó: “Si el aislamiento continúa extendiéndose en el tiempo tendremos que hacer alguna reunión virtual también para conocer la problemática y si entre todos nos podamos ayudar con alguna medida que un club pueda llegar a estar implementando y quizás le sirva a otras instituciones”.

No hay tags aún.
Buscar por tags

Contacto: