Dr. Héctor Sainz “Nuestros balances están en orden desde hace más de 50 años, auditados externamente

El doctor Héctor Sainz, presidente de la Caja de Previsión y Seguro Médico de la provincia de Buenos Aires, fue entrevistado por ‘La Mañana del Centro’ donde aclaró el funcionamiento de la Caja de Médicos tras algunas dudas que habían sembrado (también en el mismo programa) algunos de sus colegas nucleados en un movimiento autoconvocado denominado ‘Luchemos por una Caja Justa’.

En principio, Sainz señaló que, “La Caja de Médicos es una entidad de Derecho Público no Estatal, regulada por la ley 12.207. Es decir que toda su operatoria está regida por este marco regulatorio. Todo el dinero que recauda la Caja se utiliza para el pago de los beneficios a los afiliados y para gastos operativos”.

“Las inversiones que se realizan forman parte de una cartera diversificada, de acuerdo con lo establecido por la Ley, que tiene por objetivo preservar el patrimonio de los médicos a futuro para que no pierdan valor en un contexto económico inflacionario”, mencionó, y agregó: “La institución presenta los balances anualmente en tiempo y forma y cuenta con auditorías externas. Además, la aprobación de los balances se produce en Asamblea por votación de los representantes de cada distrito luego de un largo procedimiento de análisis y revisión”.

Además, comunicó que toda la información de la entidad es pública y de acceso desde la web, tanto los reportes de gestión como las memorias de balances están a disposición del afiliado.

“Los médicos no sólo aportan para su jubilación, durante los 35 años de aporte están cubiertos frente a distintas contingencias. Por ejemplo, en este contexto de pandemia, la Caja cubre a los médicos que den COVID positivo con un subsidio por enfermedad”, puntualizó.

“Por otra parte, con relación a los aportes, el 5% de la facturación sólo alcanza a los profesionales médicos que se encuentren realizando su ejercicio profesional independiente en el ámbito privado, y se debe pagar sobre todas las sumas percibidas en concepto de honorarios, pagos y/o cualquier retribución por servicios médicos particulares, que no sean objeto de retención por las distintas Entidades”, consignó Sainz.

E indicó: “En ocasión de que el médico acceda a las coberturas previsionales este aporte permitirá complementar sus haberes y de ese modo incrementar la cuantía de los beneficios. Quedan exceptuados de esta aportación las remuneraciones percibidas por los médicos en concepto de relación de dependencia.

“La caja continúa funcionando a pleno pese al aislamiento y tener las delegaciones cerradas, porque no tenemos todavía la autorización para trabajar, pero igualmente se siguen brindando todos los servicios”, resaltó.

Funcionamiento

En relación al desenvolvimiento de la Caja de Médicos también, explicó: “El gobierno bonaerense le permite a muchas especialidades, hay más de diez cajas en la provincia de Buenos Aires, a los propios profesionales manejar su previsión, excluyéndolos del régimen nacional del ANSES sin tener que aportar al sistema de autónomos sino a una caja propia que por supuesto paga beneficios muchos altos en relación a un autónomo en el sistema nacional”.

“Funciona con elecciones cada dos años entre los distritos pares e impares, diez en total, en la provincia de Buenos Aires para los médicos igualmente que la actividad colegial, es la función delegada para manejar la previsión”, añadió.

La caja de médicos tiene 70 mil afiliados en total de los cuales 56 mil son afiliados activos y 14 mil beneficiarios, una relación de 4,3 de activos por cada pasivo.

“Los activos pagan una cuota mensual, ahora de $ 7.600 y los pasivos cobran $ 41 mil. Significa que si tenemos una opción de 4 a 1 y pagamos casi 5,5 a 1 hay una diferencia que sale de las inversiones que hace la caja, de las ventas que tiene para obtener el valor”, dijo Sainz.

A continuación, comentó: “Teniendo en cuenta que los profesionales además de tener la cuota fija mensual aportan un 5 por ciento de su facturación en todo lo que no sea relación de dependencia que va a una cuenta de capitalización de cada médico que mejorará esos $ 41 que cobran de básico”.

Caja más antigua

“Durante los sesenta años que tiene la caja, desde 1.952 y es una de las más antiguas de las provincia, cuenta con un capital que invierte en diferentes tipos de elementos financieros tanto sea inmuebles, títulos, plazos fijos para mantener el valor así cuando el médico se jubile tenga la jubilación y un porcentaje más de acuerdo a aquello que haya puesto por ese 5 por ciento que va a una cuenta separada”, esgrimió el profesional.

En tal sentido, espetó: “Se capitaliza y luego se reparte entre los jubilados, que como son 4 a 1 $ 28 o $ 30 mil de jubilación y perciben un 30 por ciento al volcarse todos los meses partes de las inversiones, mientras que, el resto capitaliza las cuentas de cada uno”.

“Si quien trabaja pone dinero además de los $ 41 mil percibirá una diferencia de acuerdo a aquello que tenga en su cuenta de capitalización y el porfolio de inversiones tiene un universo muy grande”, esbozó.

Sainz exclamó que, el mes anterior la caja pagó de prestaciones $ 550 millones.

Y acotó: “También prorrogamos aportes, planes y préstamos, los corrimos dos meses para que recién lo pague al final del préstamo lo haga sin intereses y sin recargo, continuamos pagando, e incluso adelantando, el pago de prestaciones”.

Coberturas

“Como caja de previsión se debe cubrir invalidez, vejez y muerte. La invalidez transitoria y permanente. Si alguna persona se enferma la caja da un subsidio exactamente igual a la jubilación actual”, subrayó.

A este respecto, remarcó: “Cualquier médico que pueda dar Covid positivo tiene un subsidio automático por treinta días que se puede extender si presenta síntomas o la enfermedad”.

“Treinta días es lo mínimo porque debe estar quince días aislado hasta que resulte negativo y otros quince días más posteriormente e incluso son considerados aunque estén asintomáticos, perdiendo su capacidad laboral y la caja la cubre hasta que pueda recuperarse de su patología”, resaltó.

Transparencia

Además, el Dr. sostuvo “Existe absoluta transparencia porque nuestros balances son públicos, están en la página de la caja, tenemos una auditoría externa y los recibe la Dirección de Entidades Profesionales de la Provincia”.

“Nuestros balances están en orden desde hace más de cincuenta años, auditados externamente y aprobados por la Dirección de Entidades Profesionales de la Provincia de Buenos Aires, quienes nos controlan”, enfatizó.

Diferencias con ‘Luchemos por la Caja’

“La gente de ‘Luchemos por una caja’ exige transparencia cuando sus integrantes les piden fondos a sus afiliados vía redes sociales sin dar cuenta que hacen con ellos”, disparó, y soltó: “Es un grupo independiente que no pertenece a la conducción, no son organizados a diferencia de la Caja que tiene su propia ley de funcionamiento, reglamentos y estatutos; vamos a elecciones asimismo renovando autoridades no solamente directores sino asambleístas, representantes de los médicos uno cada 300 en los diferentes distritos que tiene la provincia de Buenos Aires”.

No hay tags aún.
Buscar por tags

Contacto: