Juana Leranoz “Tenía un presentimiento de ser elegida como la jugadora del año por el trabajo que ve

La central del Club Atlético Independiente, Juana Leranoz, fue proclamada como la jugadora del año 2019 del handball de Chivilcoy.

Su equipo ‘Súper Pink’ electo como el mejor de la temporada anterior y obedeció a los diferentes logros que fueron obteniendo tanto en el orden de la Asociación como asimismo en el ámbito provincial y nacional.

Leranoz junto a las ‘Súper’ fueron las subcampeonas de la Copa ASAMBAL y asimismo comenzó a tener minutos en la Primera División, aunque de lateral.

De un extremo al otro cambió su vida en este 2020 porque después de jugar muchísimo durante 2019 aún no pudo debutar oficialmente este año, no obstante, igual que el resto de sus compañeras se encuentra entrenando en su domicilio.

Un año en el que proyectaba como propósito principal su primer nacional de adultas.

“Estamos entrenando por Zoom los días que deberíamos hacerlo de manera presencial en el club. Ahora entrenamos en nuestros domicilios”, dijo Juana Leranoz a ‘Finta y Adentro’.

Asimismo, agregó: “Voy llevando la cuarentena como puedo, haciendo tareas del Colegio, entrenando y también realizando diferentes actividades recreativas”.

A este respecto, expresó que no le costó mucho organizarse, “lo que hago mayormente es por la mañana levantarme, alrededor de las 9.30 horas, para realizar las tareas del Colegio porque habitualmente las clases virtuales son por la mañana”.

“Por la tarde, tengo inglés particular y distintas actividades recreativas como pintar, leer, a veces escucho música o juego mis hermanos”, contó, y añadió: “La convivencia con mis hermanos viene muy bien, respetamos los tiempos de cada uno y cuando queremos estar solos, jugamos a las cartas o en el patio”.

“También entreno por la tardecita los martes y jueves, asimismo estamos observando partidos para poder analizarlos”, manifestó.

Además, exclamó: “Comencé a hacer yoga, nunca me imaginé iba a realizarlo, está bueno y me gusta”…refiriéndose a una de las actividades que descubrió en el aislamiento, igualmente que la pintura aunque aclaró que “es muy básica, pinté unas perchas de madera y después para arte del Colegio un portarretrato, mientras que, ahora estoy con una bandeja de madera”.

En la faz deportiva, lamentó: “Extraño manejar el equipo”.

“Fue un cambio muy grande realmente de un año para el otro, fueron muchos partidos en 2019 y todavía no pudimos jugar ninguno de manera oficial este año, muy inesperado lo que está sucediendo”, consignó la armadora.

En tal sentido, esbozó: “Primero observamos que el Coronavirus estaba en China muy lejos, pero ahora llegó y aquello que pensábamos serían unos días de cuarentena, ahora son cada vez más”.

“Estamos viviendo un momento de mucha incertidumbre en relación a cuándo vamos a volver, cómo vamos a volver, es complicado”, reflexionó.

Volviendo al tema entrenamientos, mencionó: “No me costó arrancar a entrenar sola porque tenía la motivación que en algún momento íbamos a volver a jugar y no quería perder todo aquello que entrené durante el verano”.

“Después empezaron a faltarme ganas de entrenar porque no es lo mismo tener que ir al club para hacerlo que estar en nuestras casas”, espetó, pero reconoció que, “las clases por Zoom ayudan muchísimo porque se encuentra todo el equipo conectado, aunque sea a la distancia, pero ya no siente la práctica tan individual sino más grupal”.

“Hicimos un muy buen progreso el año anterior y las expectativas para este año también eran altas. Teníamos muchos torneos por jugar este año”, subrayó.

Acto seguido, remarcó: “Particularmente tenía mi primer nacional de mayores, que me entusiasmaba muchísimo aunque no menos los demás nacionales y provinciales”.

“Los rivales iban a ser más fuertes este año por el simple hecho que íbamos a actuar más en Mayores que nos aportaban esas ganas de mejorar y poder crecer”, consideró, e indicó: “Utilizamos la Copa ASAMBAL justamente para enfrentarnos este año a los rivales más duros”.

Preguntada acerca del gran reconocimiento de convertirse en la jugadora del año 2019, la central espetó: “Tenía un presentimiento de ser elegida como la jugadora del año por el trabajo que venía realizando durante las últimas temporadas”.

“Fue el cierre ideal para un año muy intenso desde la pretemporada que arrancó en febrero y hasta el 22 de diciembre que disputamos el Súper 4 de Primera”, enfatizó.

También, sostuvo: “El hecho de obtener tantos logros no pasa por un secreto sino por el entrenamiento y jugar una buena cantidad de partidos”.

“Fueron muchos desafíos importantes que afronté durante la temporada anterior como tener que desenvolverme en diferentes posiciones y sirve muchísimo para continuar aprendiendo”, afirmó.

Al momento de consultarle por el logro máximo del año anterior, respondió: “El ascenso a la categoría ‘A’ con las Cadetas fue tan importante como inesperado dentro de un año donde se pudieron cumplir varios objetivos”.

No hay tags aún.
Buscar por tags

Contacto: