Valeria Faccinetti “La realidad es que la Asociación Argentina de Tenis tiene que agarrar a los prim

La actual profesora de tenis del Club Gimnasia y Esgrima, Valeria Faccinetti, dejó su mirada con respecto a la actualidad del tenis profesional, un lugar donde estuvo cuando representó al Club Atlético River Plate.

Fue crítica con respecto a la Asociación Argentina y su falta de apoyo para con los tenistas que están para dar el salto de calidad y jugar cosas importantes.

“La realidad es que la Asociación Argentina de Tenis tiene que agarrar a los primeros cinco del ranking y bancarlos, para ver dónde llegás representando al país. Y no pasó. El que puso el hombro fue River”, expresó Faccinetti.

“Hubo una reunión muy importante en la que estaba la posibilidad de tener un contrato como a un jugador de fútbol”, deslizó, y agregó: “Estaba todo hablado pero ocurre un problema institucional, no se pudo hacer y yo sabía que era imposible que mi familia pudiera bancar eso. Necesitaba por lo menos tres giras europeas para entrar en el círculo”.

“La bronca que me dio siempre es que para mi tienen que ayudar a todos. Había hecho lo que tenía que hacer para lograr ese apoyo”, apuntó.

Seguidamente, exclamó: “Una vez, le pregunté a mi papá que tenía que hacer para poder dar el salto y me dijo ‘tenés que estar entre las mejores’. Me propuse estar entre las mejores cinco, llegué a al número uno y me pregunté ¿y ahora qué puedo hacer?, ¿qué más?”.

“Eso es lo que tiene la Asociación Argentina de Tenis y el país. Es un país que realmente nunca pudo ayudar deportivamente porque no quedé yo sola en el camino. La cantidad de Del Potro que vi jugando y quedaron en el camino”, enfatizó.

“Me empecé a dar cuenta de lo que había hecho acá en Chivilcoy, en mi cama desvelada por la noche. No me había dado cuenta en ese momento, para mí era normal”, consignó, e indicó: “Era normal subirme a un colectivo, viajar sola porque no me podían acompañar, entrar a una cancha de tenis cuando estaban todos con los profesores, el técnico, el nutricionista y yo solita adentro de la cancha. Venían chicas del exterior a jugar con todo el equipo, con todo el circo armado”.

“Ojalá que en algún momento pueda ver que cambie algo de esto. Un jugador de fútbol, número mil vive como un rey, un jugador argentino número 200 en el país, no sabe qué hacer con la plata. Y un jugador de tenis no tiene el apoyo para llegar”, puntualizó.

Por último, esbozó: “No sé si hubiera llegado pero por lo menos lo hubiera intentado. En todo caso, quería fallar yo, pero me retiré sin saber”.

Buscar por tags
No hay tags aún.