‘Fidu Aulisio’ “Me siguen agarrando esos nervios como cuando comencé, el día que dejen de aparecer e

El 3 de julio de 1943, 21 profesionales se reunieron en la redacción la revista Antena que funcionaba en Avenida Corrientes 830 y tras un extenso debate fundaron la Sociedad Argentina de Locutores (SAL). En consecuencia, esa fecha se convirtió en el Día del Locutor, aunque no exactamente comenzó a celebrarse ese mismo año.

En rigor, la fecha se instauró como tal en 1950, a partir de un Congreso Nacional de Locutores. En aquella primera madrugada fundacional, que se extendió hasta las 4.15 de la madrugada, designaron una Junta Directiva Provisoria que tuvo como presidente provisional a Pedro Olmo y como secretario a Roberto Galán. Para afrontar los primeros gastos, cada uno puso plata de su propio bolsillo.

En el Día del Locutor entrevistamos a ‘Fidu’ Aulisio, chivilcoyano con matrícula de Locutor Nacional quién destacó: “que honor que me hayan llamado para ser una de las tantas voces que hay en Chivilcoy representando a la locución”.

“Un 3 de julio más, mucho más complicado pero siempre para adelante, defendiendo la profesión, haciendo lo que tanto nos apasiona y nos gusta que es la radio, la tele, la comunicación en general”, exclamó.

Seguidamente, expresó: “Totalmente distinto a otros años, en mí caso que hago locución fusión con la organización de eventos es el peor año de mi carrera pero lo lindo es que hay vísperas de que todo va a cambiar, calculo que la gente va a disfrutar mucho más las pequeñas cosas”.

“Nos preparamos, quizás psicológicamente uno mismo de esa forma pensando siempre en adelante, actualizándonos y queriendo volver con todo”, señaló, y agregó: “Un año diferente, en lo personal obviamente disfrutas de aquellas cosas que habías olvidado por el trabajo, los fines de semana en casa, comer mucho, mirar películas, compartir con la familia en ese tiempo que se pudo y que también hizo muy bien”.

“Tengo una productora, por suerte grabo todo lo que es comercial e institucional para el interior del país y para Uruguay. Eso se mueve, no mucho porque es una cadena pero es algo que nos permite salir del paso. En cuanto a los eventos, somos el último eslabón, va a ser el turismo y nosotros teatro, recitales, eventos”, consignó.

Preguntado por qué locutor, ‘Fidu’ respondió: “Yo iba a ser contador igual que mi viejo, la familia me incentivaba para ser contador, para ser el contador Aulisio número dos pero siempre fui la ‘oveja negra’, siempre me gustó el teatro, la música, el cine”.

“Empecé a hacer radio cuando incluso me daba vergüenza hablar delante de la gente, siempre había estado detrás de los controles musicalizando. Pero por accidente, el conductor que venía a las cinco de la tarde faltó y me dijeron ‘Fidu, ¿te animás?’ y dije ‘ni loco’. En esa época me acuerdo que iba gente a la radio, se llenaba. Era el año 2001, en febrero cumplo 20 años de ese programa”, relató Aulisio.

Asimismo, esgrimió: “En ese momento, la verdad que largué al aire y cuando me escuché en los auriculares fue un amor a primera vista sin dudas. Mi primer amor, mi gran amor siempre va a ser la radio a pesar de que ya hace varios años que no hago radio”.

“Ahí fue cuando me decidí y siempre digo, me daba vergüenza leer adelante de mis compañeros de colegio. Cuando le dije a mi profesora de literatura ‘me voy a estudiar locución’ me dice ‘no, me estás cargando’, espetó.

E indicó: “Hoy día, me sigue pasando en algunos eventos privados o institucionales como en el caso de la ciudad de Chivilcoy cuando presento algún evento de la Municipalidad. Me siguen agarrando esos nervios como cuando comencé. Es como en teatro, el día que dejen de aparecer esas mariposas es porque ya hay que hacerse a un lado. Es pasión, adrenalina, es hermoso realmente”.

“La carrera fue complicada para mí y acá viene la otra parte de por qué me costó tanto. En esa época sufría ataques de pánico y el exponerse por ejemplo en las clases de televisión, a lo que era tres cámaras, el manejo; teníamos a Laura Tissera que la nombro porque fue la mujer que más odie en la universidad pero al mismo tiempo a la que tanto agradezco porque todo lo que se en materia de televisión o de exposición tiene que ver con ella”, subrayó, y añadió: “Si estabas cruzado de brazos mirando a un compañero paraba la clase y te decía ‘Aulisio, ¿estás aburrido?, bueno entonces descrúcese los brazos’, te hacían todo terreno”.

“Si tendría que volver a elegir obviamente lo elegiría sin dudas”, aseguró con respecto a la profesión.

“Si hay algo que apasiona, los sueños se cumplen a pesar de todo. Hay que luchar por lo que uno quiere. Lo mío se dio de casualidad, el arranque fue accidental porque tuve que suplantar a alguien, incluso no animándome”, expuso, además esbozó: “Quizás hubiese sido cualquier otra cosa pero si no hubiese sido por ese accidente hoy no estaría donde estoy, a nivel locución y organización de eventos también. Así que, agradecido a los accidentes de la vida”.

“Un saludo para todos los locutores, a las nuevas voces, recordar a los que ya no están y todo el cariño y la fuerza para todos aquellos que estén pensando su futuro dentro del ambiente de la locución, que es algo maravilloso. Sean bienvenidos porque es fantástico, es una pasión y como dije antes, mi primer amor”, concluyó Aulisio.

Buscar por tags
No hay tags aún.