Dentro del Congreso de la Nación hay que impedir que se avance sobre los derechos de los ciudadanos

El principal referente del Partido del Diálogo, Emilio Monzó, candidato a Diputado Nacional por Juntos estuvo este martes en nuestra ciudad brindando una conferencia de prensa y brindando su apoyo a la lista local de candidatos a concejales y consejeros escolares que encabeza el Dr. José Ferro. También participó del encuentro con los medios el Diputado Nacional, Sebastián García De Luca.

-¿Qué votan los argentinos?

-Si corto de manera gruesa, muchas de las decisiones en contra del gobierno nacional influyeron en el resultado primarias en un momento muy fresco y de contraste entre la foto de Olivos, el manejo que hicieron del vacunatorio y todo el proceso del Coronavirus, que se reflejó claramente en la elección anterior.

No puedo precisar si se volverá a repetir este domingo, pero el aspecto emocional de lo ocurrido en la pandemia quedó reflejado en el resultado electoral y de hecho, fue una reacción muy transversal porque en barrios y lugares donde el Peronismo nunca había perdido, en esta ocasión perdió. El mal manejo de la pandemia atravesó al gobierno nacional en las PASO.

Ahora, algo de ello puede estar en las generales pero también votamos con respecto al rechazo a un desgobierno, a un no gobierno. Observamos aquello que está ocurriendo en La Matanza y ahora ya no es solamente pandemia sino inseguridad, es inflación, se agrega la resaca de la pobreza, un conjunto de muchas crisis que está arrastrando a Argentina y donde el gobierno parece disociado a una solución a ese reclamo de la gente.

Se agregará a ese efecto emocional esa resaca que viene teniendo el país desde hace mucho tiempo.

Por el lado de Juntos, se votará una nueva generación política que se está pariendo, mucho más horizontal producto de casi todos los actores de la democracia. Todos empezamos en la política en el año ’83 cuando apareció Alfonsín y empezó a consolidarse la democracia en Argentina, por lo tanto esta generación es producto del diálogo, de la tolerancia, está de acuerdo con los acuerdos bien hechos que es la única manera que tiene el país de poder salir adelante. Nuestra propuesta es más optimista que pesimista, es lo que ofrecemos en esta disputa electoral.

-¿Quedaron heridos en Juntos luego de las PASO?

-Siempre las PASO dejan heridos en cualquier lugar del planeta, pero tuvimos una muy buena reacción de Manes y de Santilli que la misma noche hicieron una conferencia de prensa y que ahora están haciendo juntos la campaña en la provincia de Buenos Aires para poder salvar bastante las diferencias que pueden existir en una contienda interna.

Es difícil aglutinar todo el voto de aquello que genera la actitud de esta clase de contiendas, pero observo que el gobierno nacional hace todos los días lo posible e imposible para incrementar ese voto a Juntos, entonces me cuesta imaginar que no se repita un resultado electoral similar a las Paso.

La polarización…

-Hay una polarización más utilitaria que de antagonismos por parte de nuestro espacio político. El antagonismo lo están reflejando figuras políticas nuevas como Milei, Espert. En nuestro caso, estamos buscando un camino más hacia el centro porque esta elección es inversamente proporcional a la posibilidad de gobernar. Cuando se está cerca de un resultado electoral para llegar al gobierno, se es más racional y más flexible en la propuesta, en cambio, cuando se está más alejando se tiende a radicalizar.

Existe una polarización producto que la gente está buscando a Juntos como alternativa para poder ganarle a un desgobierno que actualmente encabeza, Alberto Fernández.

-La tercera vía…

-Randazzo tuvo un problema que fue la aparición de Facundo Manes quien trajo la tercera vía a un lugar con expectativa electoral. La tercera vía nunca pudo convertirse en una alternativa política y Randazzo cuando se lanza en las encuestas estaba con potencial de crecimiento pero la aparición de Facundo Manes, sin querer porque no fue una estrategia, automáticamente absorbió al electorado que buscaba a Randazzo como una alternativa y pasó a observar la tercera vía pero por dentro de Juntos. No es una tercera vía testimonial sino una tercera vía por dentro de Juntos que puede llegar a gobernar.

El tránsito que tenemos hacia 2023 y con las posibilidades de gobernar ninguno de los espacios políticos, a diferencia nuestra, puede tomarse la licencia de dejar de lado a Randazzo.

-Tarea Legislativa…

-Hay que decir la verdad a la gente y legislativamente aquello que podemos hacer dentro del Congreso de la Nación es impedir que se avance más sobre los derechos de los ciudadanos porque venimos de una pandemia y genera un estado de excepción, sin vivir con las normas constitucionales de forma habitual. Hay que volver al lugar de la normalidad y al marco legal constitucional.

Desde el Congreso de la Nación no vamos a cambiar la situación económica sino a proteger que no haya más impuestos, que no se presente un presupuesto demagógico que pueda llegar a reventar al estado y es lo que controlaremos.

-Un gran acuerdo

-Al momento de gobernar debemos llamar a un gran acuerdo político a corto, mediano y largo plazo que involucre a la educación, a la salud, a la producción y al empleo porque la asistencia social se convirtió en un refugio que evidencia la falta de política económica; no hay empleo genuino en Argentina con un 40 por ciento de informalidad. Hay que llamar a un gran acuerdo porque se precisa generar confianza, previsibilidad y es la que no tiene aquel que pretende invertir. Además, el país tiene un nexo tributario de 500 impuestos y hoy para invertir necesitás de socio a un contador público para descifrar cómo se puede manejar un empresario en los próximos años. To

da esa máquina de impedir provoca que no se invierta en Argentina.

La planificación debe ser segmentada, por tipos de población, por ciudades, de esta manera brindaremos seguridades al empresario que hoy no invierte y además se está yendo.

-Rumbo del gobierno…

-Otra derrota parecida que sufra el gobierno no viviremos una radicalización sino una dispersión de dirigentes políticos que provocará una debilidad importante al Presidente. De repetirse el resultado, el Presidente tendrá que tomar una decisión.

Ahora tenemos un gobierno híbrido o no gobierno pero personalmente preferiría haya una radicalización hacia algún lado para tener seguridad hacia donde caminará porque actualmente se encuentra girando en círculos, por eso quisiera tome una decisión y que sea caminar hacia el centro, culminó Monzó.







Buscar por tags
No hay tags aún.