“Es una oficina que se le da uso político pero no la real importancia que significa para el estado”

El Secretario General de ATE (Asociación de Trabajadores del Estado), Juan Carlos Butti y la realidad de los trabajadores del Registro Civil en el transitar de un buen año tanto en el aspecto salarial como asimismo laboral.

Entrevistado por Radio del Centro, en principio Butti expresó: “Mantenemos una buena relación con el gobierno, se logró una recategorización que hacía muchos años no se conseguía, se dieron dos y una categoría de acuerdo a los años de antigüedad”.

“Logramos que se pase a mucha gente al régimen de 40 horas, la idea es que sea único y con eso en el sueldo del mes próximo habrá un aumento importante sobre el básico en relación a aquello que se venía cobrando”, destacó Butti, aunque aclaró: “Los empleados registrales quedaron muy bajos y estaban en el olvido prácticamente”.

“La recategorización implica el subir categorías, es por ley que debe hacerse cada cuatro años pero en el gobierno anterior no sucedió”, expresó Butti, y explicó: “Se trata de dar por la antigüedad a cada empleado dos o una categoría e implica un aumento en el básico, aunque es muy poco pero con lo acordado para cobrarse con los sueldos de marzo resulta un grano de arena que aporta algo más”.

“Falta dar un salto importante en materia de porcentajes porque quedamos muy retrasados, un empleado del Registro Civil se encuentra percibiendo un sueldo de $ 30 o $ 32 mil por mes, es muy bajo en este momento teniendo en cuenta la inflación de los últimos años y un costo de vida que se elevó muchísimo”, subrayó el dirigente.

E indicó: “El aumento va por paritaria general y lo expuesto representa a la paritaria sectorial solamente al Registro Civil, es una bonificación que va al sueldo básico que muchos ministerios lo tienen hace bastante pero en nuestro caso habíamos quedado relegados”.

“El Registro fue variando con el tiempo pasó por el Ministerio de Justicia, luego de Gobierno, después pasó a Secretaría de Gabinete, después volvió a Ministerio de Gobierno”, dijo, y puntualizó: “Son cambios políticos, es una oficina que se le da uso político pero no la real importancia que significa para el estado”.

“La importancia del Registro Civil parte de la base que una persona sin identidad no existiría y en ese caso el estado estaría ausente”, consignó.

Acto seguido, mencionó: “De a poco se van sumando más trámites presenciales, se trabaja en dos equipos. En Chivilcoy para que no vuelva a ocurrir lo mismo se dividió al personal en dos equipos porque anteriormente cuando hubo un contagiado tuvieron que cerrarse las puertas durante 14 días”.

“Los trámites se hacen a goteo, se van certificando y hay muchos que son online como las partidas de nacimiento, que están muy atrasadas”, espetó Butti.

En tal sentido, manifestó: “El personal se mantiene bastante estable. El Registro Civil de Chivilcoy se había dividido en la cabecera de la calle Rivadavia y en el Hospital pero la oficina del nosocomio, por motivos lógicos de prevención ante el Covid, está cerrada”.

“La población aumenta y lo mismo ocurre con los trámites, pero el Registro mantiene una planta estable. Hay muchas quejas de oficinas que los empleados son pocos y no dan a basto”, esbozó.

Además, Butti resaltó: “El Registro se fue digitalizando de a poco y las partidas de nacimiento que se hacían a mano en un libro, ahora se hacen todas digitales”…pero advirtió: “El problema consiste en que pusieron máquinas de última generación, muy buenas, rápidas pero no contamos con el Internet suficiente para hacer los trámites, todo llega a un cuello de botella porque se hacen más trámites pero continuamos con la misma entrada y salidas de datos.

“Por lo tanto, todo el proceso se frena, las máquinas se cuelgan y se demora más tiempo. Hay que pasar a bandas más veloces y ágiles”, añadió Butti.

No obstante, apuntó que, “se hizo mucho trabajo domiciliario donde debíamos poner nuestras máquinas, insumos, Internet y muchísimas cosas que el Registro no lo reconocerá. Hay que mejorar mucho el teletrabajo”.

“El 125 por ciento que reclamábamos se consiguió y se cobrará con los sueldos del mes de marzo, como la recategorización que va directamente al sueldo básico, aunque sea poco igualmente influye. Una lucha de seis años que empieza a dar sus frutos, agradeciendo la colaboración de todos los compañeros que se sumaron a darla”, remarcó el dirigente gremial.

A continuación, Butti aseveró: “En infraestructura para las condiciones laborales estamos bastante atrasados también, lo único que hizo en los últimos años fue pintar los Registros de naranja nada más, pero no se mejoró en nada. Estamos peleando para que se brinden los insumos necesarios para el trabajo en pandemia, hay pero son escasos o llegan demorados”.

“En Chivilcoy, el Registro está abierto y el protocolo Covid permite una sola persona o una pareja si van a anotar a un hijo; en el caso del matrimonio las cuatro personas esenciales y se trabaja a pulmón, que la gente espere afuera no está bueno pero no nos queda otra en relación a poder cumplir el protocolo”, precisó Butti.

Y por último dejó un mensaje a la ciudadanía de Chivilcoy y Moquehuá “pedimos sepan disculpar por la forma en la que estamos trabajando porque quizás no satisfacemos las necesidades pero obedece a hacer aquello que se puede de la mejor manera posible. La buena voluntad está, en tomar los trámites y dar solución a la gente pero en ocasiones nos supera la situación y debemos ir a un ritmo más lento en relación al que pretende la gente”, concluyó.








No hay tags aún.
Buscar por tags

Contacto: