top of page

La repercusión de la obra es muy buena, a punto de superar los 10 mil espectadores.

Mirian Odorico protagoniza ‘Una’, obra es una versión libre dirigida y escrita por Giampaolo Samá de la novela "Uno, ninguno y cien mil", de Luigi Pirandello. Una novela de “descomposición de la personalidad”, así la define el Nobel siciliano.

La constatación de un detalle físico de por sí insignificante se transforma en un evento único y perturbador para analizar las dudas de la existencia, nuestras creencias, el rol que elegimos interpretar o el que nos impusieron.

UNA llega a Teatro El Chasqui el próximo miércoles 8 de noviembre a las 21 horas.

En Radio del Centro dialogamos con la actriz y el director de la puesta quienes nos brindaron pormenores de una obra con tres años de trayectoria que llega por primera vez a la ciudad.


Mirian Odorico

Acerca de Una, la actriz manifestó: “Cuando Giampaolo (Samá) me leyó el material que había escrito me enamoré a primera lectura de la obra y pedí por favor, debido a que en la novela el protagonista es un hombre, para que la protagonista sea una mujer. El trabajo fue hermoso porque Giampaolo también es el director y tenía muy claro como quería dar el mensaje a través de la protagonista en una obra que es muy profunda y filosófica pero muy sencilla a la vez porque se trata de algo que nos atraviesa a todas las personas que obedece a la personalidad, con la realidad y su construcción. También es muy divertida porque a ésta mujer para hallarse una sola, ya que se da cuenta que es muchas pero ninguna, hace varias cosas que son muy bizarras”.

Con respecto a la trama, mencionó: “Cada persona que nos mira nos juzga de acuerdo a lo que tiene en su cabeza, a su historia, es una reconstrucción constante. Una persona se acerca y te dice ‘tenés la nariz torcida’ pero para mí no estaba torcida, era normal que estaba bien pero ese comentario lleva a pensar que todos sabían que tenía la nariz torcida y nunca se había dado cuenta. Empieza a observarse diferente y a abrirse un mundo de posibilidades como asimismo una crisis con la mirada de todos quienes la miran.

Además, nos terminamos de construir con la mirada de los demás también como parte de la sociedad que somos e inavitablemente somos construcciones múltiples”.

Odorico comentó que ‘Una’ en realidad son muchas: “El personaje son muchos personajes porque esta mujer que nos cuenta en primera persona lo que vivió, debido a que es pasado aquello que nos está narrando, después empieza a revivir todas esas situaciones con muchísimos personajes y en el cuerpo aparecen varios.

Fue una construcción hermosa, un trabajo de muchísima precisión, tiempo y miradas precisas a lugares determinadas, de distancias, de volúmenes de voces más lejos o más cerca dependiendo donde esté para poder crear un código que sea muy claro para el espectador. No solamente que no pierda si no que vaya entrando con nosotros, se genera la comunión que con esta obra se siente y se respira”.

En relación a la respuesta del público, remarcó: “Al público lo interpela lo que está pasando en el escenario y se sienten identificados con aquello que le está ocurriendo a esta mujer, con una obra tan bien escrita porque Giampaolo logró armar una dramaturgia de una novela que no es nada fácil sin perder la poética pero aportando un ritmo musical, tiempos, pausas.

La repercusión de la obra es muy buena, teniendo en cuenta que se trata de la tercera temporada y estamos a sala llena, el boca a boca nos permite que suceda y a punto de superar los 10 mil espectadores que después de la función continúen hablando de la obra”.

Por último, se refirió al libro: “Está editado el libro con la obra y cuando termina la función comentamos a las personas que afuera está a la venta, es increíble como la gente quiere comprarlo porque se queda con un montón de cosas resonando en la cabeza, quiere volver a encontrar esas palabras y estamos en una tercera edición del libro”.

Giampaolo Samá

El autor y director, expresó: “El personaje lo escribí para mí pero buscando la vuelta se nos aparecían temáticas contemporáneas de lo femenino, la mujer que intenta revelarse o afirmarse pero se encuentra juzgada por loca, rara. Ocurre que para la mujer siempre es un poco más difícil salir de los esquemas y estereotipos teniendo en cuenta que hasta la actualidad continúan llevando a cabo diferentes luchas y es algo pendiente en la sociedad de poder vernos todos iguales”.

“El lenguaje teatral es una construcción que en este caso fue muy minuciosa, detallada, momento a momento, utilizando las técnicas de la narración porque se precisa en todo orden de la vida. También la luz que acompaña y genera la sensación casi de hipnosis con la actriz como asimismo su cuento. Suceden cosas raras durante la obra tanto a la actriz como a los espectadores que participan de este momento”, dijo acerca de la construcción del texto.

Con respecto a la repercusión, esbozó: “Intuía por la potencia del texto que la obra tendría muy buena repercusión aunque no pensaba llegar a tanto aunque son descubrimientos placenteros de cada función que además son todas diferentes porque hay momentos donde parece que el público no existe, no responde pero está siguiendo de otra manera y días donde se ríen a carcajadas”.

“La llegada a Chivilcoy obedece a una fecha especial, siempre predispuestos a visitar todas las ciudades que nos sean posibles porque nos encanta llevar nuestra obra y quedarnos a hablar de ella, así que será un placer. No es la primera vez que salimos fuera de Buenos Aires que es muy placentero poder mover UNA por distintas salas”, señaló sobre la llegada a la ciudad.


Commentaires

Noté 0 étoile sur 5.
Pas encore de note

Ajouter une note
Buscar por tags
No hay tags aún.
bottom of page