top of page

Luciano Lombi: Problemas con el combustible

Luciano Lombi


“Si nos pagaran la tarifa ajustada a las condiciones reales no tendríamos problema de pagar el combustible”



Transportistas de distintos puntos del país profundizarán las medidas de fuerza y advierten sobre una masiva movilización hacia la Ciudad de Buenos Aires.

La crisis por la faltante de gasoil, con sus consecuentes efectos sobre la economía, continúa agravándose. Camioneros de distintos puntos del país profundizarán las protestas esta semana y amenazan con una masiva movilización hacia la Ciudad de Buenos Aires.

En Radio del Centro, nos comunicamos con el Secretario Gremial del Sindicato Único de Trabajadores de Administraciones Portuarias (Sutap), Luciano Lombi, para profundizar en los motivos del reclamo y ante todo aclaró que principalmente obedece al valor de las tarifas (pretenden una llena) más que al faltante de combustible.

En tal sentido, Lombi manifestó: “Escucho que relacionan el inconveniente que estamos atravesando con el gasoil, pero es uno de los problemas porque el tema principal es la tarifa, no es el combustible que se convierte en algo secundario. Si nos pagaran la tarifa y se ajustara a las condiciones reales no tendríamos problema de pagar el combustible”.

“El combustible en Argentina aparecerá; el problema es que la planta de Campana de Axion tuvo que hacer una merma de producción y se sintió la escasez de combustible cuando en esta época del año aumenta su demanda por la cosecha”, expresó Lombi, aunque puntualizó: “No obstante, el punto fundamental que llevamos adelante desde SUTAP es la tarifa de transporte de cereal que, al ser la única homologada por el gobierno, reacciona sobre todas las demás tarifas de transporte”.

“El problema lo venimos arrastrando ya desde hace 30 años, desde mi punto de vista fue llevado a cabo por las grandes empresas multinacionales porque quieren reducir los costos con el propósito de poder ganar más. Las multinacionales compran y venden en dólares cuando a nosotros nos siguen dando monedas”, consideró el dirigente.

“Cuando surge la regulación de la tarifa donde la Universidad hace un estudio de costos, esa variación se lleva a una mesa de discusión donde el gobierno es figura de árbitro estando de un lado los transportistas a través de las Federaciones y Cámaras de Transporte y del otro lado se encuentra la gente del agro y empresa”, dijo, y esgrimió: “En esta época del año la variación es del 40 por ciento pero del otro lado te dicen que pagan el 15 por ciento y luego empiezan las negociaciones. Cada vez que se arregla, se va comiendo una tajada del aumento”.

En cuanto al costo de las cubiertas, Lombi comentó: “Actualmente nos encontramos en situaciones donde una cubierta cuesta 180 mil pesos y no estoy hablando de una marca excelente si no de una marca buena de producción nacional que pagan impuestos como Goodyear, Pirelli y no de cubiertas chinas que aparecieron ahora por la necesidad existente, pero muchas provienen de contrabando del exterior y al no tener una carga impositiva son más baratas”.

Volviendo a las tarifas, consignó: “Particularmente voy por tarifa llena, el NOA siempre fue víctima de las grandes cerealeras y nos pagan 27, 30 o 40 por ciento menos de aquello que dice la tarifa. Si cada vez que hagan un arreglo de costos nos dan la mitad y luego siguen descontando las cerealeras un 30 por ciento en la tarifa por la Ley 24653, donde expresa que es libre oferta y demanda, es muy complicado mantener una familia”.

“Una ley hace mención a una posición dominante que no tiene el transportista aunque brinde un servicio y sea el único que lo realiza porque quienes la tienen son las cerealeras que para viajar nos proporcionan una determinada tarifa y si no aceptamos, debemos quedarnos parados”, expuso, e indicó: “Tenemos una familia atrás a la que defender y entiendo es justo que el gobierno actúe sobre esa posición dominante de las cerealeras y no eche las culpas a los transportistas”.

“En la última conversación que mantuve con la cerealera para quien trabajaba le manifesté que el precio que me daban no me servía, así que me fui a trabajar a otra zona con una cerealera que me proporciona tarifa plena”, planteó.

“Siempre se está desviando el tema y se busca como culpable el faltante de gasoil cuando en esta época del año no hay porque Argentina no produce el total del combustible diesel que necesita el país para moverse y tiene que importarlo, de hacerlo hay que poner los dólares”, remarcó el transportista, y agregó: “El año anterior había empezado a notarse un faltante de combustible, en 2020 también pero en esta oportunidad se profundizó demasiado”.

En tal sentido, sostuvo: “Estuve trabajando en una zona donde cargaba YPF o Puma a valor real del surtidor al precio establecido por el gobierno, pero conozco la situación de colegas que fueron a cargar más 100 pesos y más 80 la tarifa a valor del surtidor, una situación que ocurre debido a que pueden cargarnos 50 litros y si queremos cargar más cuesta más caro, en cuanto a la factura estará también pero agranda la cantidad de litros que figura y es una estafa para el pueblo”.

Con respecto a la reunión con funcionarios nacionales, Lombi apuntó: “Adolfo Barja (Secretario Nacional de SUTAP) después del problema suscitado en el acceso Sureste concurrió al Ministerio de Transporte y se marchó muy disconforme por el recibimiento de la persona que lo atendió. Somos sindicato entidad de 1º grado y tendría que haber sido recibido por un funcionario competente para dialogar. Por tal motivo, el sindicato profundiza las manifestaciones e ingresaremos con los camiones a Buenos Aires junto con la CTA Autónoma que está a nuestro lado”.





Comments

Rated 0 out of 5 stars.
No ratings yet

Add a rating
Buscar por tags
No hay tags aún.
bottom of page