Antonio Martín: “A nivel general hay una expectativa en el área de siembra"

El ingeniero agrónomo, Antonio Martín, en el programa ‘INTA en la Radio’ hizo referencia a varias cuestiones de la actualidad agropecuaria por estas horas como el aspecto climática, la finalización de la cosecha gruesa y el inicio de una nueva campaña para los cultivos de invierno en relación a la expectativa.

Lluvias de mayo

“El 20, 21 y 22 de mayo el total acumulado de agua caída estuvo entre los 70 y 90 milímetros en el partido de Chivilcoy. En la ciudad aproximadamente 75 u 80 por ciento”, dijo, y agregó: “Mayo cerró con un registro final de lluvias para nuestra ciudad de 89 milímetros, que es variable de acuerdo al sector rural porque en algunos pudieron caer más y en otros menos pero el registro de la ciudad fue de 89 milímetros”.

“En mayo el promedio histórico es de 55 milímetros en Chivilcoy, en esta ocasión se superó porque cerró con 89”, resaltó, y mencionó: “en el acumulado anual estamos en 400 cuando el año anterior para esta misma fecha teníamos un acumulado de 600 milímetros, estando en mejor situación para arrancar con la campaña de siembra de los cultivos de invierno con una mejor cantidad de agua acumulada en el perfil del suelo. No obstante, el mes de mayo del año 2020 se registraron únicamente 10 milímetro, muy poco”.

“Hasta el momento solamente enero había alcanzado el registro histórico, en los demás meses estuvimos por debajo a excepción de mayo que ahora recupera”, esbozó.

Cultivos de invierno

Seguidamente, manifestó Martín: “ya se despejó la incertidumbre en relación a que veníamos con muy bajo registro de lluvia y al menos recuperamos esa disponibilidad de humedad tan necesaria para arrancar la siembra de los cultivos de invierno”.

“Si alguien arrancó en los últimos días con la lluvia de mayo de los días 20, 21 y 22 hubo que esperar aproximadamente una semana o diez días para que orearan los suelos porque los días son más cortos, hay más humedad en el ambiente, tarda más en secarse y se requiere de esperar un poco más para comenzar con las actividades rurales”, explicó el ingeniero.

“Si se comenzó habrán sido muy pocos los que pudieron y la inestabilidad del martes pudo provocar que se detenga”, consideró, y deslizó: “El pronóstico extendido no da lluvias mínimamente hasta el 10 de junio, hay una ventana de nueve o días para luego retomar las actividades de siembra”.

“A nivel general hay una expectativa en el área de siembra, al menos los informes de las bolsas así lo indican, en relación a la superficie con cebada o con trigo esperan un incremento de un 5 por ciento en el volumen total con una producción de alrededor de 24 millones de toneladas entre los dos cultivos”, remarcó.

A este respecto, espetó: “Hay regiones donde el trigo es un cultivo que ofrece muy buenas posibilidades y rentabilidad, todo dependerá de cómo siga evolucionando el clima y la disponibilidad de humedad en el momento de la siembra que en nuestra zona en general es bastante buena, no así en algunas otras regiones.

Cosecha gruesa

“La gruesa ya prácticamente se terminó de levantar, quedaron algunos lotes de maíz de segunda o tardío que demoran más tiempo en entregarse las plantas, en perder humedad la espiga. Puede quedar algún lote perdido de soja de segunda pero es improbable, así que ya estaría concluida la campaña gruesa en esta soja”, esgrimió.

Acto seguido, destacó: “Una buena campaña en general porque el rendimiento de soja de segunda no pero de primera dentro de los valores normales de la misma manera que en maíz”.

“La soja de segunda un poco más resentida por el impacto de las altas temperaturas y bajas precipitaciones recibidas en la primera parte del ciclo del cultivo principalmente en los meses de enero y febrero”, comentó, aunque valoró: “Igualmente, para nuestra zona, termina siendo una campaña buena”.

Buscar por tags
No hay tags aún.